Categoría  |  Nuestro Pan Diario

Una obra en progreso

Pablo Casals era considerado el violonchelista más destacado de la primera mitad del siglo xx. A mediados de su décima década de vida, mientras todavía ejecutaba su instrumento, un joven periodista le preguntó: «Señor Casals, usted tiene 95 años y es el mejor violonchelista que ha existido. ¿Por qué sigue ensayando seis horas por día?».

Navidad ucraniana

Los ucranianos incluyen varios elementos hermosos en la celebración de Navidad. A veces, colocan ramas de heno sobre la mesa donde se reúnen, como un recordatorio del pesebre en Belén. Otra parte del festejo evoca los acontecimientos de la noche en que el Salvador entró en el mundo. Se eleva una oración y, después, el padre de la familia proclama: «¡Cristo ha nacido!». Y la familia responde: «¡Gloria a Él!».

Mayordomos

Muchas personas se esfuerzan al máximo para asegurarse de que sus recursos se utilicen bien después de su muerte: establecen fideicomisos, hacen testamentos y organizan fundaciones para garantizar que sus bienes sigan usándose para un buen propósito cuando ellos ya no estén en este mundo. A esto se le llama una buena mayordomía.

Un nacimiento especial

Las páginas de las Escrituras destacan el nacimiento de varios bebés: Caín, el primero en nacer después de la creación; Isaac, la esperanza del futuro de Israel; Samuel, la respuesta a la oración ferviente de una mujer. Todos son sumamente importantes y esperados con gran gozo. Y, en todos los casos, los escritores de la Biblia describen el acontecimiento de la misma manera: la madre concibió y dio a luz un hijo (Génesis 4:1; 21:2-3; 1 Samuel 1:20).

Otro héroe de Navidad

Casi toda mi vida, pasé por alto la importancia de José en la historia de Navidad. Sin embargo, después de convertirme en esposo y padre, valoré mucho más su tierno carácter. Antes de saber cómo había quedado embarazada María, ya había decidido que no la avergonzaría ni la castigaría por la supuesta infidelidad (Mateo 1:19).

Estrellas que hablan

Alguna noche, cuando estés lejos de las luces de la ciudad, «levanta […] en alto [tus] ojos» (Isaías 40:26). Allí, en los cielos, verás una luminosa banda de estrellas que se extiende de un horizonte a otro: es nuestra galaxia.

Una serpiente en una caja

En un centro de exhibiciones naturales, vi que la rubicunda hijita de mi amiga daba golpecitos sobre el costado de una caja grande de vidrio, que contenía una serpiente toro que se deslizaba lentamente, mirando a la niña. Su cuerpo era tan grueso como mi antebrazo, con manchas marrones y amarillas. Aunque yo sabía que la víbora no podía salir del recipiente, ver una criatura con semejante aspecto amenazador tan cerca de una niñita me hizo temblar.

Maravillas del corazón

Nuestro corazón late alrededor de 100.000 veces por día, enviando sangre a todas las células del cuerpo. Esto significa 35 millones de latidos por año, y un promedio de 2.500 millones durante toda la vida. La ciencia médica afirma que cada contracción del corazón es similar al esfuerzo necesario para sostener una pelota de tenis en la mano y darle un buen apretón.

Nuestra vida: una cartilla

La Cartilla de Nueva Inglaterra se publicó a finales del siglo xvii. Para las colonias que, más tarde, se convertirían en los Estados Unidos de América, ese libro se transformó en una fuente de consulta asidua.

Las piedras claman

Pareciera que, con los años, la Navidad se vuelve un asunto cada vez más comercial. Aun en los países donde la mayoría de la gente se autodenomina «cristiana», esta época se ha convertido más en un tiempo de compras que de adoración. La presión por comprar regalos y organizar fiestas sofisticadas hace que resulte cada vez más difícil mantener el enfoque en su verdadero significado: el nacimiento de Jesús, el Hijo de Dios, el Salvador del mundo.

La carrera de Johnny

Cuando Johnny Agar, de 19 años, terminó la carrera de cinco kilómetros, lo seguían muchísimos familiares y amigos que lo apoyaban y celebraban su triunfo.

Mejor que antes

Cuando eran bebés, mis hijos tenían la piel casi perfecta: suave, sin los codos secos ni los pies con durezas. Tersa y nueva, contrastaba con la mía, con varias cicatrices y callosidades producidas por los años.

Ajedrez humano

El ajedrez es un antiguo juego de estrategia. Cada participante empieza con 16 piezas en el tablero, con el objetivo de acorralar al rey de su oponente. Con los años, ha adoptado diferentes formas. Una de ellas es el ajedrez humano, presentado alrededor del 735 d.C. por Carlos Martel, duque de Austrasia, quien lo jugaba sobre un tablero gigante y usaba personas como si fueran las piezas. Esas personas estaban disfrazadas como las correspondientes piezas del tablero y se movían siguiendo los antojos de los jugadores, que los manipulaban para lograr sus propósitos.

Llamado por nombre

Al principio del año académico, la directora de una escuela de la ciudad donde vivo prometió aprender el nombre de los 600 alumnos que asistían. El que dudara de su capacidad o determinación podía revisar sus antecedentes: el año anterior, había aprendido el nombre de 700 alumnos; y, previo a eso, el de 400 más en diferentes escuelas. Piensa en cuán importante habrá sido para esos estudiantes que ella los reconociera y los saludara por sus nombres.

¿De qué lado estás?

En el fragor de la Guerra Civil Estadounidense, uno de los asesores del presidente en aquel momento dijo que daba gracias de que Dios estuviera del lado de ellos. El presidente respondió: «Señor, lo que más preocupa no es que Dios esté de nuestro lado, sino que nosotros estemos del lado de Él, porque Él siempre hace lo correcto».