Archivos: julio 2010

¡Un buen lugar donde estar!

¿Es tu iglesia un buen lugar donde estar? ¿Asiste la gente allí sólo para estar unos con otros? ¿Puedes ir sabiendo que hay personas que te dejarán ser quien eres?
Desafortunadamente, un gran número de instituciones cristianas, incluyendo iglesias, son tan cálidas como el otro lado de tu almohada.
Tengo un amigo que acaba de pasar un año muy malo…

Lista preocupante

Mientras almorzaba sentado en mi auto bajo la sombra de un árbol, me preocupaban algunas cosas. En ese momento, un petirrojo, con un suculento gusano colgando de la boca, aterrizó cerca de la puerta del coche y me miró. Ese pájaro me hizo recordar vívidamente las palabras de Jesús en Mateo 6:25-26: «No se preocupen por su vida […]. Fíjense en las aves del cielo: no siembran ni cosechan ni almacenan en graneros; sin embargo, el Padre celestial las alimenta. ¿No valen ustedes mucho más que ellas?» (NVI).